México no supera el problema de la educación

México no supera el problema de la educación

Las debilidades del sistema educativo mexicano atropellan los retos propuestos por México en cuanto al problema de la educación en el país. Las últimas mediciones arrojan un cuadro considerado como preocupante por el bajo nivel existente en el aspecto de comprensión lectora y análisis matemático.

Las últimas mediciones arojan resultados preocupantes para el país.
Las últimas mediciones arojan resultados preocupantes para el país.

México con el problema de la educación

El reto fundamental de México es garantizar un nivel apropiado de aprendizaje para la población infantil y adolescente matriculada en los sistemas de escolaridad regulares; esto es desde hace varios años, una de las principales premisas del gobierno.

Es así como el país ha participado desde sus inicios en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) donde se realizan las pruebas que intentan medir en forma precisa las competencias adquiridas por el estudiantado en distintas áreas.

El problema se ha mantenido por décadas y aunque se han aplicado estrategias de cualquier índole la situación permanece y continúa haciendo aparecer al país en los últimos lugares de la medición; de hecho, las últimas evaluaciones en 2018 realizadas por la Comisión nacional para la Mejora Continua de la Educación (Mejoredu) certifican al país como uno de los últimos en niveles de logros en relación a estos aspectos.

Deficiencias en comprensión lectora

En cuanto a este aspecto de la evaluación, los resultados obtenidos en la prueba PISA 2018, México obtuvo un promedio de 420 puntos; esto a su vez indica que el país se encuentra en un promedio -63 puntos del promedio general en relación al resto de los países que integran la OCDE. Un forma de determinar la gravedad de la situación se puede agregar que Estados Unidos obtuvo un promedio de 505 puntos y Canadá, 520 puntos.

De esta manera, se evidencia que ambas naciones se ubican en un mejor promedio con respecto a México, que se encuentra muy por debajo de ellos. Además, las comparaciones con países como Chile, Uruguay, Costa Rica, Brasil y Colombia son similares en cuanto a estar por encima de México.

Por lo tanto al medir los resultados se aprecia que México se encuentra en un nivel dos, o casi por debajo de él; entre seis niveles bajos posibles. Por lo tanto, se determina que de cada 20 estudiantes, solo 11 alcanzan un mínimo nivel.

Esta situación implica que al mexicano le cuesta reconocer la idea principal de un texto de longitud moderada; encontrar puntos importantes en criterios explícitos o complejos; la reflexión sobre un tema y su forma al ser ordenado a que lo haga. Es así como se manifiesta que solo un 1% logra niveles de alta comprensión lectora.

Desconocimiento del proceso matemático

De la misma manera, el área de matemática arrojó resultados muy bajos. Los puntajes obtenidos por los estudiantes mexicanos se ubicaron entre los 358 y 420 puntos, siendo el promedio general, según OCDE entre 482 y 555 puntos, nuevamente se evidencia que los niveles más bajos de los demás países son los promedios más altos de estudiantes de México.

De esta manera, en el área de matemáticas, los estudiantes en México no llegan al 1% en los niveles de quinto y sexto grado; es decir, de cada 25 estudiantes solamente 11 (43,7%) se ubican en el nivel mínimo de aprendizaje esperado. Urgente y alarmante es indicar que el resto están por debajo de ese umbral; por lo que no interpretan ni reconocen, a menos que les den instrucciones directa la forma como representar matemáticamente una simple situación.; por ejemplo: comparar la distancia total de dos rutas alternativas o convertir los precios en una moneda diferente.

El caso es de estudio y preocupante, porque esto se determinó un año antes de la pandemia, por lo que a estas alturas la situación puede haber empeorado e incrementado el nivel de conocimientos; alejándose aun más de los retos de los Objetivos del Desarrollo Sostenible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *