El bisonte americano no se veia desde hace más de 100 años en las tierras de Coahuila.

El bisonte americano no se veía desde hace más de 100 años en las tierras de Coahuila.

Nuevamente el Bisonte se presenta en tierras mexicanas

Nuevamente el Bisonte se presenta en tierras mexicanas

Luego de transcurridos casi 100 años desde que se vieran un bisonte en tierras mexicanas, vuelven a ser divisados. La sorpresa de verlos nuevamente en Coahuila, en los primeros días del mes de Enero de este 2021, trae al pueblo un mensaje de que si se puede salvar al ambiente.

El bisonte americano no se veia desde hace más de 100 años en las tierras de Coahuila.
El bisonte americano no se veía desde hace más de 100 años en las tierras de Coahuila.

El Bisonte se presenta en Coahuila

El bisonte americano había desaparecido de las tierras de Coahuila desde hace casi 100 años. Los lugareños fueron sorprendidos al ver un rebaño de ellos pastando placidamente entre la nieve de las planicies del lugar.

Estos primeros días de enero de 2021, el bisonte posó una vez más para hermosas postales, la escena era esperanzadora ya que este animal no lo hacía desde hace 100 años. Las planicies de Coahuila eran lugares donde este animal pernoctaba en invierno comúnmente.

De esta manera , la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), indicó que se habían confirmado la presencia de una segunda manada, tratando de lograr el establecimiento del animal en esas zonas de conservación. Es así como se lograría su conservación en México, en conjunto con fundaciones privadas y organismos pertenecientes a la sociedad civil.

Las condiciones se están dando para la colocación del bisonte

Para el asentamiento de los bisontes, fueron liberados, en marzo de 2020, 19 ejemplares. De esta forma, se mantendrían controlados y protegidos en la Reserva Natural El Carmen; sin duda, el área por ser privada transfronteriza los mantendría bajo la protección de las autoridades competentes; la reserva esta formada por cinco distintos ecosistemas que les brindan sus hábitat naturales; tomando en cuenta su alimentación se presenta gran cantidad de plantas; así mismo, se protegen aves, reptiles, mamíferos y anfibios que comparten las 140 mil hectáreas.

El bisonte americano es el mamífero terrestre más grande que existe en el continente. Es sabido que estuvo en peligro de extinción y gracias a su protección y cuidado, reaparece en las planicies de Estados Unidos, México y Canadá.

El México podía ser ubicado en las regiones de Chihuahua, Sonora, Coahuila Durango y Nuevo León; pero, luego fue perseguido por su carne hasta que desapareció en la segunda mitad del siglo XIX.

Motivo de celebración

La presencia de los bisontes en Coahuila es motivo de celebración para la titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, María Luisa Albores, ya que se logra el establecimiento de una segunda manada del bisonte en estas planicies.

A través de las redes sociales, la titular de Ambiente Compartió imágenes de la manada de la especie bison bison y destacó el establecimiento de los mamíferos, por parte de la Conamp.

Según la titular el bisonte americano hace 200 años tenía una presencia de al menos 30 millones de individuos. Para 1880, la población se redujo a poco más de 1000 individuos, debido a la destrucción y fragmentación de los pastizales, enfermedades y cacería, de acuerdo a las declaraciones de la Conanp en su portal.

Un plan de reintroducción de especies extintas

La recuperación de la población del bisonte en el norte del país es clave, ya que se considera que su establecimiento restaurará los pastizales nativos de la región, indicó la Conanp. Antes de esta colaboración , la única manada de bisontes genéticamente pura se localizaba en el Rancho “El Uno”, propiedad de FMCN, que se encuentra en la Reserva de la Biosfera de Janos, Chihuahua, de los cuales, 19 ejemplares fueron translocados a “El Carmen”, por un equipo de especialistas en manejo de fauna silvestre.

El plan de reintroducción del bisonte americano en la Reserva Natural “El Carmen” fue puesto en marcha en abril de 2019 y continuará hasta 2021, translocando ejemplares adicionales, los cuales certificarán y aumentaran gradualmente la población de bisontes de una manera sustentable.

En realidad, lo que se desea lograr es la recuperación de la fana nativa mediante el manejo y protección de las poblaciones y su hábitat; de la misma manera se pretende la reintroducción de especies extintas de la región

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *