Profeco enfoca a las sopas instantáneas en México

Profeco enfoca a las sopas instantáneas en México

La Procuraduría Federal del Consumidor supervisó nuevamente a 33 sopas instantáneas pertenecientes a distintas marcas y de distintas presentaciones, alrededor de 33 sopas fueron revisadas quedando reprobadas 12 de las más consumidas.

Profeco les puso la lupa a las sopas instantáneas

Sopas Instantáneas en México en revisión

Las sopas instantáneas que tanto sabor tienen se encuentran en revisión; es así como la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) inició el proceso de revisión de por lo menos 33 de estas sopas; las sopas bajo supervisión son de diferentes presentaciones y por lo menos 12 de ellas fallaron en los requisitos básicos exigidos para su venta al público.

De esta manera, doce diferentes presentaciones de estas sopas resultaron rechazadas o reprobadas por luego de la evaluación, resultando que una de las más populares está entre las doce.

Sopas de consumo rápido

El Organismo oficial, consciente de la importancia que estas sopas han tomado en el consumo mexicano decidió poner la lupa y estudiar lo que consume el mexicano cuando abre una de estas sopas, que se han convertido en las “mata hambre” más populares en el trabajador del país.

La facilidad para prepararse estas sopas le han dado un puesto preferencial para la persona ocupada; es así como el estado se vio en la obligación de saber a ciencia cierta que esta consumiendo el trabajador mexicano.

Es así como Profeco realizó el estudio y análisis de 33 marcas de sopas en distintas presentaciones, encontrado que doce de ellas no cumplían con las exigencias sanitarias establecidas.

Profeco estudió presentaciones y contenido

El estudio evalúo sopas en las presentaciones de vaso o tazón, y esas mismas con los ingredientes adicionales; igualmente las sopas de fideos instantáneas y las de tipo ramen o fideos orientales; el estudio se basó en la comparación de lo indicado en la etiqueta y el contenido real del envase.

Así mismo, se revisaron los sellos de advertencia, el contenido de las grasas y las proteínas; también, los carbohidratos, la cantidad de energéticos y sodio; luego de esto doce de 33 de las sopas no aprobaron con los resultados obtenidos.

Las sopas Maruchan

Por lo pronto la Profeco comentó sobre la sopa marca Maruchan, que su presentación en vaso de unicel, es un riesgo para la salud, al prepararse en el horno de microondas, la razón es que este material al calentarse libera dioxinas, que se mezclan con los alimentos que se calientan.

Otro detalle de esta marca, es que el estudio estableció que se indican vegetales en el contenido; y la verdad es que solo están presentes 4 g x cada 100g; incluyendo 11,52 g de carbohidratos, 1,71 g de proteínas, 3,50 g de grasa y 84 kilocalorías de contenido energético x cada100 g.

La sopa Maruchan Bowl contiene cinco gramos de vegetales x cada 100 gramos y la Maruchan Ramen; aunque en la etiqueta indica presencia de vegetales, su cantidad es mínima; solamente 0,0085 g en un envase.

Mas increíble es, si se pensaba que tenía pollo deshidratado, la realidad es que, solo es el sabor, ya que se utilizan exclusivamente saborizantes.

Cuidado con Cup Noodles

La sopa presentada en vaso de Cup Noodles lleva el mismo riesgo que la Maruchan, el material que guarda el contenido es de unicel, y al hervir el agua en el horno microonda se mezclan con los componentes químicos del vaso con el contenido de la sopa. Así mismo, indica presencia de vegetales y solo son 2,55 gramos de cada cien.

Knorr reprobada de inmediato

La Profeco al examinar la pasta lista en vaso de sopas Knorr, la llamada Fusili con sabor a queso, descubrió, luego de revisar las sopas de la marca, que no posee las proteínas indicadas por el producto. Por otra parte, no cumple con las normas de información en la etiqueta, no incluye dosis por porción y mucho menos indica los azucares que se le añaden al ingrediente jarabe de glucosa.

De esta manera, cinco de las sopas en revisión, no fueron aprobadas por la Profeco y presentan la leyenda “No cumple”, dos de esas sopas son de Corea y se tratan de Udon, que fue reprobada por no presentar la información nutricional del producto; aunque muestra muchos sello de advertencia.

Las sopas de la marca J-Basket también fue reprobada por no tener el etiquetado con la información nutricional y además no presentarlo en español.

Otra de las sopas que al evaluarse salió mal parada fue Nongshim, fabricada en Estados Unidos; su contenido es alto en sodio por 100 gramos del producto y no presenta información nutricional.

Seis sopas sin aprobación

Tomando en cuenta las características de las sopas tipo Ramen o fideos orientales, seis marcas no salieron aprobadas. Al no pasar el análisis; cinco de Estados Unidos: La Chikara Udon, no tienen la etiqueta en español; la sopa Myojo; tampoco presenta las normas de etiquetado correctamente presentada porque no expresa el contenido nutricional; La sopa Sapporo contiene mucho sodio, no declara el contenido nutricional sobre el producto etiquetado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *