Su gesto personal al hablar públicamente se ha convertido en un ícono mundial

Su gesto personal al hablar públicamente se ha convertido en un ícono mundial

El “Diamante de poder” de Merkel es icónico a nivel mundial

El “Diamante de poder” de Merkel es icónico a nivel mundial

La figura de un rombo en las manos de Angela Merkel, actual canciller alemana, se convierte en tendencia mundial; el gesto con las manos de la canciller es reconocido como un ícono mundial.

La canciller alemana ha marcado una diferencia durante el tiempo de poder
La canciller alemana ha marcado una diferencia durante el tiempo de poder

El rombo, iconico mundial

La actual canciller alemana Angela Merkel ha hecho que su gesto predominante se convierta en ícono mundial. Es así como al hablar coloca sus manos juntas para formar un rombo, y por lo visto ya es costumbre hacerlo; al colocar sus manos a la altura del abdomen junta sus pulgares y yemas del resto de los dedos formando la figura de un rombo;

De tal forma, el gesto se ha convertido en famoso y le han dado las funciones más características de la personalidad de Merkel; quedándole mejor la figura del “Diamante del Poder”; aunque según comenta la propia canciller, que al principio de los 2000, cuando hablaba en público y no tenía el cargo actual, no sabía donde poner las manos; esto explicó a la fotógrafa Claudia Kemp, esto era en el tiempo que dirigía la democristiana CDU (centroderecha), jamás pensó que su gesto de ayuda se convirtiera en un icono mundial.

Un gesto de tranquilidad

Ella contó, que las manos las colocaba a los lados de su cuerpo o las unía, dando señal de impotencia; de esta forma, asumió que no era hija de un pastor, por lo que su pose al hablar debía ser más acorde a su personalidad.

Ya en 2013, identificada claramente con su icónica figura en el gesto, explica que surgió de una manera improvisada y conveniente para ella.

Aun, en este tiempo continua explicando el origen de sus gesto con las manos, según la canciller, puede ser producto de su gusto por la simetría, dando certeza a su carácter pragmático, en busca del consenso, que a veces le ha traído problemas por no ser más drásticas en sus decisiones y veredictos.

El “Diamante de Poder”

Merkel, canciller de la república alemana ha llevado las riendas del gobierno alemán por más de 16 años; en el año 2013, su campaña se enfocó en la fuerte presencia y personalidad que irradia al hablar y conciliar, logrando lo que se propone, lo que dio frutos y logró colocarse en la máxima del poder nuevamente, ya van tres periodos de mandato, por lo que le corresponde entregar el cargo.

Las imágenes en los carteles publicitarios se inspiraron en su característico gesto, por lo que no dudaron en guindarlos a tamaños mayúsculos en una de las estaciones más concurrida del país, la de Berlín.

Así es como aparecía su imagen y su gesto icónico formando un rombo, junto a a casi 2.000 imágenes de manos y con el eslogan “El futuro de Alemania entre buenas manos”.

Campaña personalista

Los opositores, indignados por la forma personalista como enfocaron la campaña tratando de caricaturizar a Merkel comparándola con Mao. Su razón se basaba en que era un culto a la personalidad enfocándola de manera horrosa y vacía de contenido, “Si esto política, hemos caído muy bajo”, enfatizaron los verdes.

Sin embargo; “Mutti” como Merkel es conocida por los alemanes, logro imponerse abiertamente, dándole mayor importancia a su gesto, dándole un sitio privilegiado al gesto y fama mundial.

Ya es conocido, que es hasta tiene un emoticono (“< >”), el rombo es famoso, posee una página en Wikipedia y en la figura de cera, que se luce en el Museo de Cera Madame Tussauds en Londres aparece reflejada con su gesto.

La generalización del gesto en líderes del País

Según Jochen Horisch, especialista en comunicación, aclara que el rombo en la figura de Merkel, fue realizado de manera espontanea, luego detectado por sus seguidores y la marcó, usándolo ya conscientemente.

Horisch explica que el rombo transmite tranquilidad y protección; al contrario que un puño cerrado o una mano extendida que pueden transmitir al contrario a lo que se desea comunicar: así es como el especialista considera que da una sensación intermedia entre lejos y cerca.

Otros deducen que su gesto representa un puente o un techo que protege y hasta se ha dicho que que es un gesto de los Illuminati, organismo secreto que pretende tomar el control total del poder.

Así mismo, otras personalidades lo han asumido como suyo, como el social demócrata Olaf Scholz, siendo contrario a sus ideas intentan imitarlo.

A pesar de que en un principio, esto molesto a Merkel , ya sin poder hacer nada, observa que le dará buenos resultados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *